Spanakopita

¡Un clásico!, y mi primera vez. La Spanakopita (σπανακόπιτα) o “empanada de espinacas” es uno de los platos más típicos de Grecia. Aunque pueda parecer un poco lioso, sobretodo a la hora de explicarlo, la receta se puede decir que es extremadamente sencilla, pero como todo lo bueno, se necesita un poco de tiempo para prepararla. En este caso he hecho la versión “empanadilla” o Spanakopita en triángulos. Suelo hacer bastantes empanadas a la española, pero esta vez me parecía más cómodo el hacer una receta que fuese práctica a la hora de llevar al trabajo o como merienda, etc y sin perder el frescor. Es la primera vez que la hago y la primera vez en mi vida que como una Spanakopita…¡tremenda!.

 

Ingredientes:

-500g de espinacas.
-200g de queso feta.
-Masa “filo” (es un tipo de masa de hojaldre con el que siempre se hace la Spanakopita y en el que suelen venir 10 capas).
-Unas ramas de eneldo (yo sólo tenía perejil fresco, si no tenéis ni lo uno ni lo otro, tampoco pasa nada, pero le da un toque muy característico).
-3 cebollines.
-2 huevos.
-Aceite virgen extra de oliva y pimienta.

Preparando los ingredientes:

-Una olla con agua hirviendo.

-Cortar en trozos pequeños los 3 cebollines y el eneldo previamente lavados.

Cocinando:

-Metemos las espinacas en el agua hirviendo por tandas de unos 2 minutos (hasta que las espinacas estén blandas), ya que al ocupar tanto espacio la olla no da mucho de sí.

-Pasamos las espinacas por agua fría y las escurrimos muy bien, sin miedo, que se rompan.

-Una vez bien escurridas, cortamos la bola de espinacas en trozos medianos.

-En una sartén con aceite y a fuego medio-alto metemos el cebollín, el eneldo, las espinacas y lo espolvoreamos con pimienta, le dáis unos toques de sartén (1 o 2 minutos) y reserváis.

-Mientras tanto en un bol mediano-grande cascamos los dos huevos, los batimos y añadimos el queso feta bien mezclado que iremos rompiendo en trozos pequeños con nuestros dedos.

-Cuando lo que teníamos en la sartén no esté muy caliente (no queremos cocer la mezcla con los huevos), será la hora de removerlo todo en el bol hasta que quede todo bien mezclado.

-¡Bien, ya tenemos el relleno, ahora a por la masa y a hacer nuestras empanadillas!, pero antes de empezar a prepararlas, ¡precalienta el horno a 170ºC!.

-Las capas de la pasta filo son finas y muy delicadas, tal y como están empaquetadas, las sacáis del plástico y cortáis el rollo por el centro, es decir, si lo tenéis en horizontal como una barra de pan. Hacéis un corte en el mismísimo centro, así las porciones de empanada serán más fáciles, pequeñas y rápidas de preparar.

-La operación es muy fácil, una capa de filo, untar bien de aceite, otra capa de filo, untar de aceite y encima de esta segunda capa colocar el relleno en forma de triángulo. Es decir, filo-aceite-filo-aceite-relleno.

-Os dejo un mini cutre dibujo que he preparado en 1 minuto, igual lo deja un poco más claro.

Spanakopita triangulo

-Ahora en una bandeja untada de aceite y haciendo lo mismo con las Spanakopitas (podéis untarlas con huevo si queréis), horneamos durante unos 45 minutos y a comer una vez estén frías.

¡Viva Grecia!

Emplatado y otras cosas:

 

-Yo las he comido tal cual, sin ningún tipo de salsa, pero igual vosotros podéis hacer algún descubrimiento.

– A la hora de escurrir las espinacas, no tengáis miedo, hay que apretarlas muchísimo y se van a romper sí o sí, hay que intentar sacarles tanto agua como se pueda.

-Si en vez de aceite usáis mantequilla en el momento de untar las capas de filo, el sabor de la mantequilla tirando a dulce, contrarestará el sabor medio ácido del queso feta y le dará un punto bastante rico.

-Unas semillas de sésamo por encima antes de meter las Spanakopitas al horno va a darle un aroma alucinante.

-Yo no soy un ultra fan de las espinacas ni del queso feta, pero esta receta está de muerte, lo digo para aquellos que no sean muy de espinacas o queso de cabra, no tengáis reparos, os va a gustar, ¡prometido!.

-P.D. No, no se me ha olvidado la sal, no he usado nada de sal porque con el queso feta y el resto de ingredientes hay sabor de sobra :)